Inicio 2018-03-15T12:50:00+00:00

¿Qué es el Pirineos Bird Center?

Situado en el corazón de la villa medieval de Aínsa y en la ruta de acceso al Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido, el Pirineos Bird Center ofrece información especializada para la observación y fotografía de aves rapaces carroñeras en la comarca de Sobrarbe. Se ubica en el Eco Museo de la Fauna Pirenaica gestionado por la Fundación para la Conservación del Quebrantahuesos que presenta una sugerente exposición sobre la biodiversidad pirenaica, constituyendo una visita imprescindible y el punto de partida para los observadores de aves y amantes de la naturaleza pirenaica.

Observa y fotografía a nuestros protagonistas

La comarca de Sobrarbe es uno de los mejores destinos a nivel mundial para la observación y fotografía de aves rapaces necrófagas. La abundancia de las mismas es debida a la presencia de ganadería en régimen extensivo, comederos específicos para aves necrófagas y una orografía montañosa y climatología muy favorable para estas magníficas aves.

Quebrantahuesos

Quebrantahuesos
(Gypaetus barbatus)

Status España:
En peligro de extinción.
Población Sobrarbe/PBC:
Cerca de 30 unidades reproductoras (compuestas por parejas y tríos).

alimoche

Alimoche
(Neoprhon pernopterus)

Status España:
Vulnerable.
Población Sobrarbe/PBC:
Sobre 20 parejas reproductoras.

milano real

Milano real
(Milvus milvus)

Status España:
En peligro de extinción.
Población Sobrarbe/PBC:
Más de 50 parejas reproductoras.

milano negro

Milano negro
(Milvus migrans)

Status España:
Fuera de peligro.
Población Sobrarbe/PBC:
Más de 50 parejas reproductoras.

buitre leonado

Buitre leonado
(Gyps fulvus)

Status España:
Fuera de peligro.
Población Sobrarbe/PBC:
Más de 150 parejas reproductoras.

buitre negro

Buitre negro
(Aegypius monachus)

Status España:
Vulnerable.
Población Sobrarbe/PBC:
Ejemplares aislados en visita ocasional.

cuervo

Cuervo
(Corvus corax)

Status España:
Fuera de peligro.
Población Sobrarbe/PBC:
Más de 150 parejas reproductoras.

águila real

Águila real
(Aquila chrysaetos)

Status España:
Fuera de peligro.
Población Sobrarbe/PBC:
Sobre 26 unidades reproductoras.

Puntos y rutas de observación

Mapa de Puntos y Rutas de Observación

1. Comedero de aves necrófagas de Aínsa
2. Sendero de “Los miradores de Revilla”
3. Sendero “El mirador de las rapaces”
4. Punto de observación “Gargantas de Escuaín”
5. Punto de observación “Paso de la Inclusa”

Puntos y rutas de observación

Mapa de Puntos y Rutas de Observación

1. Comedero de aves necrófagas de Aínsa
2. Sendero de “Los miradores de Revilla”
3. Sendero “El mirador de las rapaces”
4. Punto de observación “Gargantas de Escuaín”
5. Punto de observación “Paso de la Inclusa”

Puntos y rutas de observación

Mapa de Puntos y Rutas de Observación

1. Comedero de aves necrófagas de Aínsa
2. Sendero de “Los miradores de Revilla”
3. Sendero “El mirador de las rapaces”
4. Punto de observación “Gargantas de Escuaín”
5. Punto de observación “Paso de la Inclusa”

1.

Comedero de aves necrófagas de Aínsa.

OFERTA DE HIDES FOTOGRÁFICOS

Localización y accesos
Núcleo urbano de Aínsa. Aparcar el vehículo en el parking junto a la parada de autobús del río Ara. Tomar caminando la pista ascendente junto al hotel Mesón de L´Aínsa en dirección a Murillo de Tou.

Coordenadas geográficas 
42º 24´44.91” N 0º 08´24.57” E
Altitud: 534 mts.

Descripción de la ruta 
Aproximación sencilla a pie de 1 kilómetro de distancia. Al llegar frente al comedero hay un punto de observación a 150 metros delimitado por una pantalla vegetal de cipreses y un cartel interpretativo.

Valores ornitológicos 
Comedero específico de aves carroñeras. Tras los aportes buena aceptación de buitres leonados, muy favorable para alimoches y milanos reales. Dos parejas de quebrantahuesos lo visitan regularmente.

Fenología de la ruta 
Puede ser visitado durante todo el año, si bien se aconseja informarse en el teléfono del PBC por los días y horas de aporte. Durante el invierno no están presentes las especies migratorias como el alimoche o el milano negro.

Particularidades y valores ambientales
Este comedero tiene una oferta de “hides” o escondites fotográficos con cristales “espía”, emplazados en el interior del punto de alimentación, lo cual permite la observación y realización de sesiones fotográficas y filmaciones de las “pitanzas” a menos de 20 metros de especies emblemáticas de la avifauna necrófaga de interés comunitario. Tanto para hacer observación como fotografía consultar en el teléfono del PBC (974 500597). Se propone visita complementaria al Eco Museo de la Fauna Pirenaica (sede del PBC) en el castillo de Aínsa, que dispone entre otros equipamientos de una muestra de aves rapaces vivas irrecuperables.

2.

Sendero de los miradores de Revilla.

ALOJAMIENTO ORNITOLÓGICO EN EL MEJOR LUGAR DEL MUNDO PARA OBSERVAR AL QUEBRANTAHUESOS

Localización y accesos
Desde Aínsa por la carretera A-138 en dirección Francia, en Hospital de Tella desvió a la izquierda hacia Tella y posteriormente de nuevo desvío a la izquierda hasta Revilla. Punto de inicio en cartel interpretativo del sendero en curva pronunciada de la carretera a 500 metros de la localidad de Revilla.

Coordenadas geográficas 
Punto de inicio:
42º 35´51.65” N 0º 08´31.62” E
Altitud: 1.207 mts.
Punto principal de observación:
42º 36´03.022 N 0º07´44.842 E
Altitud: 1.240 mts.

Descripción de la ruta 
Sendero que recorre la margen izquierda de las gargantas de Escuaín a través de una “faja colgada” que permite disfrutar de magníficas vistas sobre la garganta a través de los miradores habilitados. El recorrido tiene una longitud de 2 kilómetros con un desnivel positivo de 100 metros.
Valores ornitológicos: Comedero específico de aves carroñeras. Tras los aportes buena aceptación de buitres leonados, muy favorable para alimoches y milanos reales. Dos parejas de quebrantahuesos lo visitan regularmente.

Valores ornitológicos 
El protagonista indiscutible de esta ruta es el quebrantahuesos que gracias la existencia de un punto de alimentación suplementaria en el valle presenta una alta densidad de ejemplares. Otras aves rapaces rupícolas presentes y con posibilidades de observación son águila real, buitre leonado, alimoche y halcón peregrino.

Fenología de la ruta 
Puede ser visitado durante todo el año. En los meses estivales de julio y agosto la Fundación Quebrantahuesos dispone de un servicio de visitas guiadas (información en el PBC).

Particularidades y valores ambientales
Este valle enclavado en el Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido dispone de notables atractivos geológicos, faunísticos y botánicos de diferente índole. En el pueblo de Revilla la Fundación Quebrantahuesos dispone de la Estación Biológica Monte Perdido, un alojamiento ambiental destinado a la formación ambiental y estudio de la naturaleza (consultar en el PBC).

3.

Sendero “el mirador de las rapaces”.

DIVERSIDAD DE AVES Y TRANQUILIDAD A LOS PIES DE LA PEÑA MONTAÑESA

Localización y accesos
Desde Aínsa por carretera local al Pueyo de Araguas y Torrelisa, aparcar el vehículo en área interpretativa frente al pueblo de Torrelisa identificada con carteles expositivos, mesas y bancos.

Coordenadas geográficas 
42º 27´36.67” N 0º 11´18.59” E
Altitud: 884 mts.

Descripción de la ruta 
El sendero recorre los extensos encinares de Peña Montañesa en una ruta circular de 7 kilómetros que permite la aproximación a los roquedos y la observación tanto de aves rupícolas como forestales. Se dispone de un sencillo folleto interpretativo del recorrido que se puede conseguir en los alojamientos de turismo rural del Pueyo de Araguás y en la sede del PBC.

Valores ornitológicos 
Aves rapaces rupícolas y forestales, entre ellas quebrantahuesos, colonia reproductora de buitre leonado, alimoche, halcón peregrino, milano real, azor, águila culebrera, águila calzada y halcón abejero.

Fenología de la ruta 
Invierno, primavera y otoño, en verano puede ser algo calurosa en función de la climatología.

Particularidades y valores ambientales
Se trata de uno de los sectores con más riqueza en especies de aves del área pirenaica por disponer de un amplio gradiente altitudinal y diversidad de ambientes en muy poco espacio. (desde bosques mediterráneos a abetales y alta montaña). El sector ofrece otros senderos y recorridos tales como la ascensión a la Peña Montañesa o a la Ermita de la Espelunga. El cercano monasterio de San Victorían ofrece visitas guiadas en diferentes épocas del año.

4.

Punto de observación gargantas de Escuaín.

PARQUE NACIONAL DE ORDESA Y MONTE PERDIDO

Localización y accesos
Localización y accesos: Desde Ainsa por la carretera A-138 en dirección Francia, en Escalona desviarse en la rotonda hacia Puértolas y pasada esta localidad hacia Escuaín. A unos 100 metros antes de llegar al pueblo junto a carteles interpretativos, aparcar y tomar ya a pie la pista forestal situada antes de llegar al mismo.

Coordenadas geográficas 
Punto de inicio:
42º 35´44.61” N 0º 07´42.46” E
Altitud: 1.227 mts.
Punto de observación:
42º 36´46.71” N 0º 05´54.81” E
Altitud:  1.521 mts.

Descripción de la ruta 
Continuar por pista forestal de La Valle hasta el paraje conocido como la Corona situado en el final de la misma (estimar 1 h y 15 minutos de marcha a pie, 4,8 km y 320 metros de desnivel positivo). La ruta deja a nuestra derecha las gargantas de Escuaín y la Sierra de las Sucas, intercala zonas de prados y antiguos bancales de cultivo con bosques de pino silvestre hasta alcanzar el paraje conocido como La Valle, mas deforestado y abierto

Valores ornitológicos
Se trata de uno de los primeros puntos de alimentación suplementaria específicos para el quebrantahuesos que se hicieron en Aragón. Su aislamiento y continuidad de aportes por el Parque Nacional durante décadas hace que el mismo presente una elevada densidad de ejemplares de diferentes clases de edad, aspecto de gran interés para la formación en reconocimiento de edades. Presencia del resto de aves necrófagas como buitre leonado, milanos real y alimoche, excepcionalmente ejemplares aislados de buitre negro. También otras aves y especies de montaña tales como águilas reales, chovas piquirrojas y piquigualdas y rebecos.

Fenología de la ruta 
Todo el año, puede haber problemas de acceso por nieve en los meses invernales, especialmente de diciembre a marzo, en los que la guardería del Parque adapta el punto de aporte de alimento a los lugares accesibles que permite la pista de acceso.

Particularidades y valores ambientales
Este sector está ubicado en el interior del Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido, por lo que tiene una normativa especial de protección. Existen restricciones claras indicadas con carteles para no abandonar el sendero en las proximidades del comedero y no molestar a las aves. Las indicaciones nos llevan hasta un observatorio de madera cubierto que dispone de información interpretativa y un sistema de participación social para aportar información relativa a las observaciones realizadas. En el pueblo de Escuaín hay un punto de información del Parque abierto desde Semana Santa a octubre.

Más información en: www.aragon.es/ordesa

5.

Punto de observación Paso de la Inclusa.

AVES DE MONTAÑA, TRADICIÓN Y AUTENTICIDAD PIRENAICA

Localización y accesos
Desde Ainsa por la carretera A-138 en dirección Francia, en Salinas desviarse por la A 2609 hacia el valle de Gistaín, cruzados los tres túneles de esta carretera en dirección hacia Plan, nada más superado el tercer túnel aparcar el coche en ensanchamiento en la primera curva situada antes de cruzar el puente sobre el río Cinqueta.

Coordenadas geográficas 
42º 33´57.79” N 0º 17´27.39” E
Altitud: 1.042 mts.

Descripción de la ruta 
Comedero específico de aves carroñeras abastecido por ganaderos locales con presencia continua de aves rapaces necrófagas. Su ubicación en un cañón fluvial con importantes cortados lo convierten en un lugar frecuentado por las diferentes especies independientemente de la existencia de aportes de alimento recientes.

Valores ornitológicos
Colonia de buitres leonados, presencia habitual de quebrantahuesos jóvenes y adultos, una pareja de alimoches, milanos reales, milanos negros y cuervo. Punto favorable para la observación de otras aves rupícolas como águila real, halcón peregrino, vencejo real, avión roquero, roquero solitario o treparriscos (este último fuera de épocas reproductoras).

Fenología de la ruta 
Todo el año, si bien en los meses invernales se aconseja llevar ropa de abrigo ya que el punto de observación es frío por situarse en una umbría de fondo de valle. No hay días fijos de aportes de alimento, por lo que la visita a este punto no debe tener en cuenta esta previsión.

Particularidades y valores ambientales
El paso de la Inclusa abre la puerta de uno de los valles que todavía mantienen actividades ganaderas y agrícolas tradicionales. Su ubicación entre acantilados rocosos y diferentes macizos montañosos le convierten en un punto de gran interés para la observación de quebrantahuesos de diferentes clases de edad. Tanto este punto como el conjunto del valle es uno de los mejores enclaves para la observación de aves de montaña pirenaicas tanto de ambientes rupícolas, como forestales y de alta montaña.

DESCARGA EL FOLLETO

Servicios y Reservas

Hides fotográficos para aves carroñeras de Aínsa

Este comedero tiene una oferta de “hides” o escondites fotográficos con cristales “espía”, emplazados en el interior del punto de alimentación, lo cual permite la observación y realización de sesiones fotográficas y filmaciones de las “pitanzas” a menos de 20 metros de especies emblemáticas de la avifauna necrófaga de interés comunitario tales como buitres leonados, quebrantahuesos, alimoches, milanos real y negro y también zorros. Dispone de un bebedero destinado a pequeñas aves silvestres (abubillas, alcaudones, paridos etc…). Dos hides con capacidad de 4 y 5 personas.
El coste por persona es de 50 € que convierten a la persona en socio/colaborador de la FCQ durante el año en curso con derecho a camiseta de bienvenida, boletines periódicos y otras ventajas de la entidad. La cuota pagada da derecho a diferentes sesiones dentro del mismo año contribuyendo al mantenimiento de este proyecto de conservación.

UTC
Ene
Feb
Mar
Abr
May
Jun
Jul
Ago
Sep
Oct
Nov
Dic
2018
2019
2020
2021
Lun
Mar
Mie
Jue
Vie
Sab
Dom
1
2
3
4
5
6
7
8
9
10
11
12
13
14
15
16
17
18
19
20
21
22
23
24
25
26
27
28
29
30

Alojamiento en la Estación Biológica Monte Perdido

Alojamiento especializado para ornitólogos y naturalistas en uno de los mejores lugares del mundo para la observación y fotografía del quebrantahuesos y otras aves de montaña en el Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido. Se trata de una casa tradicional de arquitectura pirenaica con capacidad para grupos de hasta 26 personas: Dispone de sala de audiovisuales/conferencias, biblioteca y rincón del ornitólogo, wifi, y senderos interpretados para la observación de quebrantahuesos y mariposas a través de una microreserva. El coste aproximado por noche y persona es de 20 €.

Nombre / First name*

Apellido / Last Name

DNI / Passport number (in order to manage your application of permits)

Teléfono/Phone

Email*

(*Campos requeridos)

Comentarios / Comment

Eco Museo de la Fauna Pirenaica del castillo de Aínsa

Centro de interpretación sobre la fauna pirenaica, la exposición traducida a tres idiomas cuenta con tres partes bien diferenciadas de maqueta de los pisos bioclimáticos, audiovisual sobre la biodiversidad pirenaica y parque zoológico de aves rapaces irrecuperables con visita guiada a la misma. La visita tiene una duración aproximada de 45 minutos a 1 hora y tiene un precio de 4 €/persona. Se atienden grupos concertados con descuento del 25% para grupos superiores a las 20 personas. Accesibilidad para discapacitados y contenidos en braille. Es a su vez la sede del Pirineos Bird Center contando con información especializada sobre el recurso ornitológico y actividades complementarias en diferentes épocas del año (consultar).

Nombre / First name*

Apellido / Last Name

DNI / Passport number (in order to manage your application of permits)

Teléfono/Phone

Email*

(*Campos requeridos)

Comentarios / Comment

Galería multimedia

Descargas

Folleto Pirineos Bird Center | Español
Brochure Pirineos Bird Center | English
Brochure Pirineos Bird Center | Français
Folleto de la Estación Biológica Monte Perdido | Español
Folleto del Eco Museo de la Fauna Pirenaica / Pirineos Bird Center | Español
Directorio de establecimientos turísticos del Pirineos Bird Center | Español

Código Ético del observador de aves

El respeto por la naturaleza debe prevalecer sobre cualquier actividad desarrollada en el entorno natural. Como amantes de la naturaleza debemos mantener los más altos estándares éticos en diversos ámbitos de actuación, con el ánimo de ser un ejemplo de integridad y comportamiento para el conjunto de la sociedad.

  1. El conocimiento amortigua los impactos. El observador de aves debe conocer el comportamiento, biología y requerimientos de las especies.
  2. Debemos dar ejemplo con nuestras actitudes, obtener los permisos pertinentes y conocer la normativa de los espacios que visitamos.
  3. Una perturbación específica es la excesiva proximidad a las aves, por lo que hay que evitarla, ya que produce estrés, intimidación y modificación de la actividad.
  4. Hay que prestar una especial atención en las circunstancias en las que las aves puedan ser más vulnerables, como épocas de nidificación o condiciones meteorológicas desfavorables.
  5. Los centros especiales donde se mantienen especies animales en cautividad tienen una normativa precisa que debemos conocer y cumplir. Las funciones educativas y de conservación de estos centros deben prevalecer sobre cualquier otra.
  6. Ante cualquier infracción o actuación al margen de la legalidad vigente que pudieran realizar otros observadores, debemos informar a los agentes de protección de la naturaleza.
  7. Es importante tomar con detalle las observaciones de aves marcadas o anilladas y trasmítelas al PBC, esta información es de gran utilidad para el seguimiento y conservación de estas aves.

Código Ético del observador de aves

El respeto por la naturaleza debe prevalecer sobre cualquier actividad desarrollada en el entorno natural. Como amantes de la naturaleza debemos mantener los más altos estándares éticos en diversos ámbitos de actuación, con el ánimo de ser un ejemplo de integridad y comportamiento para el conjunto de la sociedad.

  1. El conocimiento amortigua los impactos. El observador de aves debe conocer el comportamiento, biología y requerimientos de las especies.
  2. Debemos dar ejemplo con nuestras actitudes, obtener los permisos pertinentes y conocer la normativa de los espacios que visitamos.
  3. Una perturbación específica es la excesiva proximidad a las aves, por lo que hay que evitarla, ya que produce estrés, intimidación y modificación de la actividad.
  4. Hay que prestar una especial atención en las circunstancias en las que las aves puedan ser más vulnerables, como épocas de nidificación o condiciones meteorológicas desfavorables.
  5. Los centros especiales donde se mantienen especies animales en cautividad tienen una normativa precisa que debemos conocer y cumplir. Las funciones educativas y de conservación de estos centros deben prevalecer sobre cualquier otra.
  6. Ante cualquier infracción o actuación al margen de la legalidad vigente que pudieran realizar otros observadores, debemos informar a los agentes de protección de la naturaleza.
  7. Es importante tomar con detalle las observaciones de aves marcadas o anilladas y trasmítelas al PBC, esta información es de gran utilidad para el seguimiento y conservación de estas aves.